Ascensores / 13 enero 2022

ITC ascensores: Medidas mínimas de seguridad

Cuando hablamos de ascensores, estarás de acuerdo con nosotros en que la seguridad es una de las condiciones imprescindibles que deben cumplir estos aparatos. 

Pero no solo eso, también es necesario tener en cuenta la accesibilidad, como por ejemplo indicando unas medidas de ascensor mínimas, pues es de vital importancia que todas las personas puedan beneficiarse de las ventajas de un ascensor, sean cuales sean sus circunstancias. Mediante las inspecciones periódicas se garantiza el cumplimiento de estos requisitos.

Para que esto se lleve a cabo de la mejor manera, ha surgido la Nueva ITC de ascensores, o lo que es lo mismo, la Instrucción Técnica Complementaria (ITC) AEM 1 “Ascensores”del Reglamento de aparatos de elevación y manutención, modificada por el Real Decreto 2291/1985 del 8 de noviembre de 2021, y que entrará en vigor en enero de 2023.

Las modificaciones de la nueva ITC de ascensores afectan tanto a la seguridad de elevadores de viviendas particulares como de edificios y centros. 

Se estima un tiempo de 7 años para la ejecución gradual de estas mejoras y una inversión de 708 millones de euros para modernizar los ascensores, según datos del Ministerio de Industria, Energía y Turismo.

A continuación, detallamos todo sobre las medidas mínimas de seguridad a implantar de la nueva ITC de ascensores: 

1. Mejora de la nivelación de la cabina

Legalmente, según la nueva normativa ITC de ascensores, la precisión de parada debe ser de al menos 10 mm, y la precisión de nivelación de 20 mm. 

En el caso de que hubiera un accidente de ascensor relacionado con una nivelación deficiente de la cabina, o se detectase un problema relacionado con ello en la primera inspección periódica anual, el procedimiento a seguir sería sustituir el grupo tractor en el plazo de un año.

En FAIN llevamos a cabo una serie de trabajos para esta mejora:

  • Sustitución de la máquina antigua por una nueva. 
  • Instalación del variador de frecuencia con su resistencia de frenado.
  • Modificación o sustitución del cuadro de maniobra.
  • Conexionado eléctrico entre máquina, variador y cuadro. 
  • Y otras mejoras adicionales que, aunque la ITC de ascensores no las recoge como requisitos, se pueden incorporar para mejorar el consumo energético y la eficiencia (como los regeneradores de energía).

2. Protección del usuario contra el cierre de puertas 

Hay tres tipos de mecanismos de seguridad que se ejecutan durante la entrada o la salida en la cabina del ascensor:

  • Reapertura por contacto: las puertas se abren de forma automática en caso de que el usuario o un objeto sean golpeados una vez se ha iniciado el cierre de la puerta del ascensor. 
  • Reapertura sin contacto: es la más común, en la que la puerta del ascensor retrocede sin necesidad de contacto debido a una célula fotoeléctrica instalada a media altura de la puerta, que detecta el obstáculo sin necesidad de contacto. 
  • Ampliación del campo de detección: a diferencia de la anterior, no solo es un punto el que detecta el obstáculo, sino una cortina fotoeléctrica instalada en la totalidad del arco de acceso del ascensor, permitiendo detectar cualquier objeto, independientemente de su tamaño. 

3. Protección contra los movimientos incontrolados 

Otra de las medidas mínimas de seguridad a implantar de la nueva ITC de ascensores es la protección del usuario contra los movimientos ascendentes incontrolados de la cabina y los movimientos incontrolados de cabina en reposo y puertas abiertas.

4. Comunicación bidireccional: rescate de usuarios

Uno de los mayores temores entre los usuarios es quedarse atrapado en el ascensor

La evolución, tanto de la tecnología como de la normativa en materia de ascensores, ha conseguido ascensores cada vez más seguros en la actualidad.  

Además, la nueva ITC de ascensores también contempla una medida en relación con el rescate de usuarios: un sistema de comunicación bidireccional en cabina. 

Éste debe estar conectado a un servicio 24/7 de rescate que permite una intervención rápida, lo cual lleva vigente en la normativa desde el año 2005.

Sin embargo, esta medida no está homogeneizada a nivel nacional. En este punto, cabe destacar que en Madrid ya es exigible la comunicación bidireccional.

La nueva ITC de ascensores busca que sea así, independientemente de la Comunidad Autónoma en la que se encuentren. 

5. Sustitución de guías

Los ascensores no han de tener guías de cabina y/o contrapeso que incorporen dispositivos paracaídas de tipo cilíndrico, de rail o de madera. 

En ese caso, se debe hacer una sustitución de guías y chasis. 

6. Sustitución de contrapeso

Esta medida tiene el objetivo de que hasta la operación de emergencia más extrema se realice con las máximas garantías posibles. Garantiza la seguridad del guiado del contrapeso y de las pesas que lo forman. El guiado debe hacerse mediante guías, y las pesas deben cargarse sobre el bastidor con elementos de sujección de las pesas. Los contrapesos y su sistema de guiado deben poder ser inspeccionados en todo el recorrido.

7.  Dispositivos de control de carga

El pesacargas es un dispositivo que impide el funcionamiento del ascensor cuando en cabina se supera la carga para la que se ha diseñado. 

En el caso de que el ascensor sea antiguo, la sobrecarga provoca una menor precisión en la nivelación de la cabina. Una de las innovaciones que se han producido en el sector está relacionada con el aumento de la velocidad, la cual aumenta la inercia y, por tanto, hace más difícil el detener la cabina con un desnivel dentro de lo permitido. 

Para que esto no ocurra, la normativa ITC de ascensores prevé la instalación del dispositivo pesacargas. 

El plazo para la implementación a partir de la primera inspección periódica sería de un año. 

8. Medidas de incremento de la seguridad derivadas de legislaciones anteriores

Estas medidas están recogidas en el Real Decreto 57/2005, por el que se establecen prescripciones para el incremento de la seguridad del parque de ascensores existente.

En resumen, la nueva ITC complicará el procedimiento de reformas, siendo en el futuro previsible que sean necesarios proyectos y trámites costosos para ejecutar determinados trabajos. Por ello, la mejor opción es anticiparse e implementar los cambios cuanto antes para ahorrar estos trámites.

Como usuario te recomendamos contactar con tu comercial para que te informe en qué medida tu ascensor cumpliría o no la futura ITC en función a las modernizaciones que va a necesitar, y pueda proponerte un plan de actuación en tu ascensor. Es un buen momento para ser previsor y adelantarte a tomar las medidas mínimas por una serie de ventajas de actuar ahora:

  • Subvenciones: este tipo de mejoras en los ascensores que ayudan a la seguridad y accesibilidad son subvencionables, y en este momento hay una gran partida presupuestaria destinada a estos cambios:
    • Instalación de pesacargas.
    • Barreras fotoeléctricas.
    • Sistemas de tracción que garanticen la nivelación y precisión de parada.
  • Fondos para mejoras en accesibilidad: destinados a mejorar la accesibilidad en edificios que pueden ser utilizados para hacer los cambios mencionados anteriormente.

Y si te ha gustado nuestro artículo, y te gustaría saber más sobre la nueva ITC de ascensores, ver nuestro webinar.

En este seminario digital te contamos las nuevas medidas mínimas de seguridad para ascensores que se recogen en el borrador de la nueva normativa cuya aprobación está prevista para verano de 2022.

Nuestro director comercial, Miguel Ángel Pastor y nuestro director de calidad y normativa, Jorge Lidón hablan sobre qué hacer para mantener tus equipos en regla y todas las ventajas que implica adelantarse.
Recuerda que en FAIN estamos a tu disposición las 24 horas del día, los 7 días de la semana, vía WhatsApp, redes sociales, teléfono (900 595 634) y por correo electrónico a través de [email protected].