Ascensores / 30 enero 2022

Paco Guardado: «Es muy motivador que los usuarios estén conformes con nuestro ascensor ION»

Francisco Guardado lleva casi 5 años en FAIN, donde trabaja como Responsable de Ingeniería Mecánica. Él es uno de los «padres» de nuestro ascensor ecológico ION; al menos, en lo que respecta a su parte mecánica. Hemos charlado con él para conocer mejor su trabajo en la construcción del ascensor y su papel en la compañía. ¡Esto es lo que nos ha contado!

1. Antes de aterrizar en FAIN, trabajaste durante más de 20 años en una fábrica de una multinacional dedicada a la venta. ¿Qué te motivó a marcharte a una empresa de mantenimiento de ascensores? ¿Cómo viviste ese cambio?

La compañía en la que trabajaba (Wittur) decidió dejar de fabricar el producto en el que desarrollaba mi actividad hasta entonces. Yo me ocupaba del diseño y de la fabricación de ascensores para el Sur de Europa y, en ese mercado, FAIN era uno de nuestros principales clientes. La propuesta que me llegó desde la compañía me permitía seguir desarrollando mi trabajo; por eso decidí aceptarla sin ninguna duda. 

Desde que trabajo aquí, he añadido a mis conocimientos de diseño y fabricación, los de instalación y mantenimiento. Así, he aprendido a tener en cuenta muchos aspectos que antes no contemplaba (como, por ejemplo, la visión de los técnicos; pues mi trabajo también consiste en diseñar equipos que para ellos resulten más ágiles y seguros).

Y por otra parte, ha sido un reto iniciar esta actividad en la empresa por primera vez, teniendo que definir las herramientas de diseño, los procesos , los proveedores y las necesidades de FAIN como empresa fabricante, instaladora y mantenedora. Lo que buscamos, en último término, es tener un producto moderno, sostenible, fácil de instalar, fiable a lo largo de los años y muy competitivo, que consiga la satisfacción de nuestros clientes.

2. ¿Cuál es el aspecto que más te gusta de tu trabajo?

La comunicación y el aprendizaje que esto supone con todos los actores implicados en el proceso de diseño: parte comercial, proveedores, calidad, organismos notificadores, Responsables Técnicos y técnicos que montan y mantienen. Sus puntos de vista siempre ayudan a mejorar el producto, y hacen nuestro trabajo mejor.

3. Cuando estudiabas la carrera, ¿te imaginabas diseñando ascensores? ¿Qué es lo que más te apasiona de esta tarea?

En la época de estudiante es difícil saber dónde acabarás. Lo que sí tenia claro es que quería dedicarme a la tecnología y al producto (que es lo que siempre me ha atraído). Conocer las soluciones empleadas en otros sectores en ingeniería y las razones que llevan a ellas es para mí un pasatiempo del que siempre se sacan conclusiones.

El ascensor es un producto que requiere de muchas tecnologías diferentes, y también de mucha normativa. Aunque no lo parezca, exige conocimientos de mecánica, electrónica, electricidad, construcción,  producción, costes, materiales, normativa, etc. y, por último, ¡mucho sentido común!

4. ¿Qué se siente al ser el «padre» del ION, un ascensor que ha revolucionado el sector?

Mucha satisfacción, por la confianza de FAIN al encargarme la tarea, y porque ésta se haya completado de la forma que la empresa necesitaba… no sin mucho esfuerzo y dedicación. Recuerdo componentes rediseñados varias veces hasta que cumplían con los requisitos marcados (en cuanto a peso resistencia, coste, montaje, etc.)

No hay que olvidar las horas invertidas por la Dirección, de la mano de Nicolás Mediavilla, para transmitir al producto todas las exigencias de este sector durante años.

Por otro lado, me ha encantado compartir la tarea de desarrollar y lanzar el ascensor ION con todo el equipo. Literalmente, “todos” han participado de alguna forma en el proyecto: desde Dirección, pasando por Contabilidad, Calidad, Recepción, Sistemas, Marketing , Producción I+D, Compras (y Proveedores), Almacén, Obra nueva, Comerciales , FSA e Ingeniería. Y, por supuesto, no me olvido de los técnicos de montaje que siempre nos aportan su visión del trabajo diario y no dejan de hacerlo a día de hoy. Todos los Departamentos de FAIN han aportado algo al producto.

5. ¿Qué sientes cuando hablan de las bondades de “tus ascensores”? Y, en el lado opuesto: ¿Cómo llevas las críticas?

Es muy motivador que los usuarios y compañeros estén conformes con nuestro producto. No obstante, para llegar a eso hemos tenido que aprender mucho de lo que no se ha hecho bien y de lo que se puede mejorar. Las críticas nos hacen mejores, sin lugar a dudas.

Precisamente con el fin de mejorar se ha creado un Comité de seguimiento del ION en el que están presentes todas las Áreas, y donde cualquier sugerencia o propuesta de las personas que trabajan con el producto, se estudia. El fin último es la mejora continua y la evolución del ascensor. 

6. ¿Has detectado puntos de mejora en estos equipos? ¿Cuáles?

Siempre hay margen de mejora. Por ejemplo, hay aspectos del proceso que me gustaría facilitar, como la preparación de la obra. Necesitamos que sea lo más sencilla posible para nuestro cliente y para que nuestros Responsables Técnicos trabajen mejor. También queremos lograr un producto lo más “robusto posible” para evitar cometer errores en el montaje y, así, lograr un resultado que sea siempre correcto.

7. En el diseño del ION has trabajado codo con codo con José Blázquez: él se ocupaba de la parte eléctrica y tú de la mecánica. ¿Cómo ha sido la experiencia de trabajar juntos?

¡Un lujo! Jose es grande como profesional y como persona. Ya era así cuando nos conocimos, hace ya 20 años: ayuda, colabora y está siempre al lado de quien lo necesita (da igual que sea un proveedor o un cliente). Su equipo es igual. Formar parte de la misma empresa y del mismo proyecto se traduce en tener el mejor apoyo posible.

8. Centrándonos en el sector de la elevación: ¿Qué retos piensas que tenemos por delante?

Tenemos por delante un gran cambio tecnológico y de mentalidad. Sin ir más lejos, es necesario aplicar y obtener resultados de la conectividad de los componentes del ascensor. Y, lo que es aún más complejo: lograr que el cliente aprecie realmente el valor añadido de los nuevos servicios digitales, así como su beneficio en nuestra principal actividad (el mantenimiento).

Por otra parte, en FAIN necesitamos seguir siendo competitivos para que los clientes se sigan decantando por nosotros en un mercado cada vez más complejo y con empresas cada vez más globales.